Inicio > General > Biblioburro.

Biblioburro.

Cuando comencé esta andadura de El profesor cabreado, un náufrago del siglo XXI allá por el 4 de septiembre de 2009, tenía algunas cosas claras: una  era que publicaría cuando tuviera algo que decir y ganas para decirlo. Creo que hasta la fecha lo estoy consiguiendo. La anterior entrada publicada tiene fecha de 6 de diciembre del presente que acaba. La entrada de hoy tiene fecha de 21 de diciembre del presente que está acabando en pocos días.

15 días en los que no se ha publicado nada en cuanto a entradas, porque los lectores cabreados han seguido aportando vida a este espacio virtual con sus comentarios, algunos ajenos al mundo de la docencia, pero que tienen cabida por el mero hecho de ser una expresión de alguien que por aquí ha pasado.

En esto de la enseñanza imparable andaluza siempre hay cosas que contar, que publicar, que denunciar, pero por motivos profesionales he estado enfrascado en otros menesteres que con tiempo y buena letra serán publicados en el blog cabreado para que sirva a quien le pueda servir. Además, uno tiene muchos, a veces demasiados, frentes a los que acudir…supongo que como la gran mayoría de ustedes vosotros.

Total, que después de esta justificación non petita, uno podría escribir de lo divino y humano; de la ley Sinde, sinde-rechos, y su economía sostenible por sostenes políticos y de lo que puede afectar esto a internet libre, a la educación, FP y otras cosillas; de la “lucha” por la continuidad de MUFACE; de los numerosos correos recibidos sobre la iluminación de un equipo de inspectores iluminati de Sevilla mi arma y sus teorías neo-matrix-pedagógicas con cubiletes multicolor; sobre el decretazo de la JA con la reconversión de las consejerías en agencias enchufistas legales y nos saltamos a los funcionarios existentes y los echamos si hace falta, y la respuesta de los funcionarios decretados y las pitadas y manifestaciones varias en Sevilla y otros puntos de Al-Andalus; podría escribir del Jamón de Trevélez y sus virtudes delictivas y xenófobas en boca y paladar de un profesor andaluz y oídos de alumno musulmán y padres agraviados sobre papel de policía y denuncia en juzgado que al final se desestima por absurdo actual; del flamenco, patrimonio inmaterial de la humanidad ( y ezo qué es, maestro) y los curri-culos que te pillo transversales y dorsales y longitudinales en la enseñanza andaluza y olé. Y que conste que me gusta el Flamenco y sentí la pérdida del sr. Morente, RIP; podría escribir de las pizarras digitales y los analfabestos analógicos y del desplazamiento, porque los tiempo avanzan una barbaridad, de las pizarras de pizarra negra y la tiza de tiza blanca para blancos, amarillos, negros, mulatos, caucásicos y mil leches de alumnos globalizados; de bajas, dietas, recursos y alegaciones; de manías persecutorias de la CEJA con un profesor rebelde y luchador, analógico y digital; de equipos directivos cobardes, ineptos y necios; de los informes PISA, torcidos como la torre homónima, y llenos de queso, mozzarella y orégano que se fuma con resultados infumables para los alumnos ezpañoles de Expaña; de las elecciones sindicales que, como siempre, han resultado anales; de pagas extras famélicas, cual rocinantes equinos, y controladores voraces con dos cohones; de las ideas peregrinas de un ministro con aires presidenciales y su MIR, y dormir, educativo; de…

de
desde
contra
en
entre
hacia
hasta
para
por
según
sin
so
sobre
tras

o a…

a
ante
bajo
cabe
con

Con todo esto podría escribir largo y tendido, pero no lo voy a hacer porque no me da la real ni republicana gana. Un año pasa, el 2010, y aquí no pasa nada en temas educativos. Bueno sí, los ROCs han pasado a los centros educativos andaluces como Pedro por su casa y aquí no pasa nada. Que coman mucho tuROC duro, porque el blando ya nos lo han metido y se ha acabado, y que canten muchos villancicos para ahogar las penas educativas en música y alcohol.

Seguramente el título de esta entrada, “Biblioburro”, les habrá llamado la atención, y probablemente hayan creado un prejuicio sobre ella y asociado el título a…ustedes sabrán. Les aseguro que lo que a continuación van a ver y escuchar les dejará tan sorprendidos, esperanzados y reconciliados con el ser humano y la enseñanza como lo ha hecho conmigo.

Me despido de ustedes con este video hasta el año que viene. Sean felices y lean…

Anuncios
  1. jenofonte
    21/12/2010 en 5:57 PM

    Pues sí, gracias por el aporte. Y Feliz Navidad. Nos vemos a la vuelta del almanaque.

  2. Sara
    21/12/2010 en 11:16 PM

    Merci beaucoup aunque se me para la emisión cada dos por tres. Besos

  3. Yo-quiero-mi-nintendo
    21/12/2010 en 11:21 PM

    Fíjate, y sin nintendos ni Zapatic 2.0 ni nada… ni asesores pedagógicos de CEJAs y Ministerios (asesores de los bípedos, me refiero …¿o quizás son cuadrúpedos a los que se les ha dado una tarea inapropiada y por eso estamos así…?) ni ochocientos mil días de clase…
    En fin, corto, que me desato. Dejémoslo aquí, con el buen sabor de boca del Biblioburro. Feliz Navidad y que el nuevo año nos traiga responsables educativos no lobotomizados.

  4. Pepe
    22/12/2010 en 3:08 AM

    Estimado profesor cabreado cuente, cuente sobre eso maravillosos cubiletes que ya lo había odio por otra parte y ardo en deseos de saber sobre las burradas, y pido perdón al de la foto por la comparación, de nuestros amados inspectores.

    Por cierto al inspector de los algoritmos basados en números , el de hace dos o tres posts, le han dado audiencia en el parlamento andaluz, mucho me temo que dentro de unos años su “método” de la cuenta de la vieja será dogma de fe en primaria.

    • El profesor cabreado
      23/12/2010 en 1:23 PM

      Reproduzco uno de los correos (todos son iguales) que ha llegado a la bandeja cabreada:

      Por favor, que alguien me diga si este correo es una broma.

      “Créase o no, estas son las sugerencias que un equipo de inspectores de la Consejería de Educación ofrecieron a los directores/as de centros educativos de una comarca muy cercana a Sevilla:

      a. El alumnado debe contar entre su material con tres pequeños cubiletes de plástico: uno rojo, otro amarillo y el otro verde. Durante la clase, cada alumno atenderá a las explicaciones del profesorado y situará en su pupitre el cubilete que indique su comprensión de lo explicado. Rojo: “No entiendo nada”. Amarillo: “No lo entiendo todo”. Verde: “Lo entiendo”. De esta manera, el docente, de un solo vistazo, captará si su explicación está llegando a la clase o, por el contrario, debe esforzarse por hacerse comprender y/o por bajar el nivel de complejidad de lo explicado.

      b. El profesorado, a la hora de preguntar conceptos en clase, invitar al alumnado a que exponga su trabajo en la pizarra o comprobar qué porcentaje del alumnado ha hecho sus deberes, tiene que hacerlo al azar. Para ello, dispondrá de una bolsa de tela llena de pequeñas paletas de madera (como las que usan los médicos para mirarnos la garganta), cada una con el nombre de un alumno o alumna escrito en ella. Tendrá que meter la mano en la bolsa y extraer una paleta al azar, y con ella el nombre del afortunado o afortunada.

      Increíblemente, ante estas payasadas nadie se levantó de la mesa y abandonó la reunión. Eso sí, conversaciones de pasilleo, a miles.

      Pero hay cosas mucho más graves:

      De modo no oficial, pero no por ello menos tajante y autoritario, la Consejería de Educación está ordenando al Cuerpo de Inspección que comunique a los equipos directivos de los centros que están obligados a facilitar los nombres de aquellos miembros del profesorado que suspendan a más del 40% del alumnado de una clase. Las infortunados profesores serán llamados a capítulo por el inspector de zona. Así se pretende mejorar las estadísticas de fracaso escolar en Andalucía.

      -¿Maehtro, er cubilete amarillo pa qué eh?

      -Maehtro, er Yozua ma quitao loh cubileteh.

      -Maehtro, la Yeni eh una empollona, que ciempre tiene er cubilete verde.

      -Maehtro, me zan perdío loh cubileteh, ¿puedo i ar cervicio?

      -Maehtro, ¿ci zaco er cubilete verde maprueba?

      -Maehtro, mira cómo toco la batería con loh cubileteh.

      -Maehtro, er Crihtian ma ehcupío en er cubilete.

      -Maehtro, yo lo primero lo he entendío pero aluego no, ¿qué cubilete pongo?

      -Maehtro, ¿ci traemoh loh cubileteh hay que traé tamién er libro?

      -Maehtro, yo er cubilete roho no lo pongo, que me llaman zurnormá.

      • Pepe
        23/12/2010 en 7:15 PM

        Algo así había escuchado. Puede añadir el:

        “Maeztro, en los chinos solo había moraos, ¿cuando lo pongo?”

        Esto solo confirma que los inspectores hace mucho que han desconectado de la realidad del aula.

  5. Pablo A
    22/12/2010 en 3:58 PM

    Le estoy muy agradecido, pues visito su página con frecuencia y me siento acompañado de otros compañeros. La tengo en favoritos. Gracias por su hospitalidad informática. Los viejos no entendemos mucho de estas cosas y me hace el apaño.
    Le deseo lo mejor de lo mejor , en lo personal y profesional, FELIZ NAVIDAD y que descanse

    • El profesor cabreado
      23/12/2010 en 1:24 PM

      Don Pablo, le estoy tomando cariño.

  6. Hipatia
    22/12/2010 en 7:41 PM

    Estimado profesor cabreado:
    Feliz Navidad, que descanse y hasta la vuelta (lo de próspero Año Nuevo ni lo mencionaré porque con la que nos está cayendo dentro y fuera de la profesión, parece más una ironía que un deseo sincero).

  7. El profesor cabreado
    23/12/2010 en 1:28 PM

    jenofonte, Sara, Yo-quiero-mi-nintendo, Pepe, D. Pablo, Hipatia, felices fiestas para todos, intentemos olvidar el cabreo por unos días y que el espíritu navideño nos inunde cual río Guadalquivir…

  8. Javier
    23/12/2010 en 5:08 PM

    Gracias, compañero del alma,

    Por tu simpatía, tu coraje, tu empecinado cabreo transatlático e ibérico-andaluz… Por tu tangible y material rebeldía…

    Y, aunque es fácil hacer leña del árbol caído, como se lo merece, él y toda su parentela político-mediático-lameculoide…

    Este villancico-romancillo para los cabreados y para ti, SALUD AMIGO.

    ¨¿Quién te compra ya esa deuda,
    esos bonos malvendidos¿
    Que lo que el abuelo ahorró
    con fatigas y martirios,
    tú nos lo has quemado ya
    en fiestas, Audis, amigos
    repugnantes y subvención a tu arbitrio.
    Cada vez cobramos menos,
    los impuestos has subido,
    vendes miseria a tu pueblo,
    vendes bonos a los chinos,
    te prosternas a los gringos.
    ¿ Quién te compra tus promesas ( marzo 2.004)
    ¨No nos falles, buen amigo¨¿
    Zapatero, Zapatero,
    Zapatero, te has lucido.

    ( doy las gracias al genio del gran Federico
    que me dio el pie con su zapatera prodigiosa,
    que, como nuestras abuelas y madres, tenía cojones
    para sacar casi de la mnada una familia adelante)

    Viva esta página y el padres que la jizo…
    Se te quiere muuuuuuuuusho…

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: